fbpx

Mente de principiante

¿Quieres volver a sentir el entusiasmo que sentías en tu infancia? por Rosa Pérez | Mindfulness Monitor

Te invitamos a que experimentes la motivación, la mente ingenua y que vivas en cada momento como único, como una nueva aventura.
Cada día, cuando hacemos el recorrido hacia el trabajo, hacia el colegio de nuestros hijos, hacia la facultad… damos por hecho que conocemos el camino, que es lo que nos vamos a encontrar, como edificios, comercios, arboles, farolas, etc.
¿Te imaginas que uno de esos días, en tu recorrido cotidiano, miras a una de las ventanas del 3er piso de uno de los edificios que se encuentran en tu día a día y ves a tu cantante favorito asomado a la ventana?
Si no nos fijamos en los detalles de nuestra vida, si dejamos la curiosidad de lado, ¿Cómo nos sorprenderemos?, ¿acaso es responsabilidad externa? ¿o somos nosotros mismos quienes podemos sorprendernos y no lo sabemos.

La mente de principiante es una de las 8 actitudes del mindfulness (No juzgar, Aceptación, No forzar, Ecuanimidad, Ceder, Confianza y paciencia). El mindfulness viene de la tradición Zen, una tradición sencilla, austera y atenta, con toda su curiosidad.

Damos por hecho que sabemos todo lo nos acontece en el día a día.
La mente de principiante nos ayuda a vaciarnos, reiniciarnos, sin prejuicios, sin etiquetas, está muy relacionado con nuestra infancia, con la CURIOSIDAD.

La mente de principiante nos ayuda a tener una actitud de aprendizaje y descubrimiento también en las tareas cotidianas. Si ponemos nuestra atención con la más absoluta curiosidad en lo que nos rodea, lo que olemos, lo que oímos, incluso en nuestras sensaciones, tendremos consciencia de todo lo que nos acontece.

¿Cómo lo hacemos? Obviamente con la práctica.
Aquí os dejamos una píldora para que te inicies en la mente de principiante:

TAKE AWAY GOODER

Elije 3 tareas cotidianas, tareas que repitas.
En cada una de estas tareas, imagina que es la primera vez que la realizas.
Pon todos tus sentidos, ¿Qué ves? ¿Qué oyes? ¿Qué hueles? ¿Respiras? ¿Cómo respiras? ¿respiras por la nariz? ¿respiras por la boca? ¿Dónde estas? ¿Qué espacio ocupas? ¿Qué hay? ¿Sonríes?

Estoy segura de que te habrá parecido toda una aventura, a mi me lo parece cada momento de mi vida, porque siempre aprendo algo nuevo, por ejemplo, nunca respiro del mismo modo, cada respiración es distinta.

Puedes escribir cada experiencia que has vivido, incluso alguna de las tareas que menos atractiva te resultaba de pronto descubres que puede modificar algo y pasa a ser motivadora.
La mente de principiante te transporta a una mente ingenua, entusiasta y sobre todo motivadora. DESCUBRELA.

Rosa Pérez
Mindfulness Monitor

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar